Instituciones educativas públicas de la zona urbana y rural de Aguachica en completo abandono

Comisión de verificación inspeccionó la infraestructura de los colegios del municipio, para evaluar posible implementación de modelo de alternancia

     El pasado lunes 15 de marzo una comisión de verificación realizó un recorrido por las diferentes instituciones educativas públicas de Aguachica, para inspeccionar el estado de su infraestructura y determinar si cuentan con las garantías necesarias para implementar el modelo de alternancia en los colegios, tal como lo ha anunciado el Ministerio de Educación Nacional.

     Representantes de los estudiantes, padres de familia y docentes integraron esta comisión, quienes observaron y detallaron el abandono en el que se encuentran los planteles educativos, con unas instalaciones deterioradas, sin mantenimiento alguno e incluso, muchas de ellas han sido víctima de los delincuentes, quienes aprovecharon el tiempo de pandemia para hurtar diferentes elementos.

     Nubia Eusse presidenta de la Asociación de Educadores del Cesar (Aducesar), manifestó que, “siendo una necesidad el retorno a clases de manera presencial, se acató una orientación de la Federación Colombiana Trabajadores de la Educación, que indicaba crear comisiones de verificación, para constatar si las instituciones habían sido intervenidas económicamente para ajustarlas y acondicionarlas para el retorno a las mismas, lo cual con este ejercicio nos permitió darnos cuenta que nuestros colegios se encuentran abandonados, sin celadores, sin aseadoras, sin inversión ni dotación de equipos para el trabajo pedagógico”.

     La educadora explicó que, hay instituciones que han sido objeto de los amigos de lo ajeno, quienes se han robado hasta el cableado eléctrico, desvalijado neveras, se han llevado las puertas, situación que los preocupa aún más, cuando la secretaría de educación del Cesar ha determinado un listado de los colegios que pueden volver a clases, sin brindar las garantías mínimas para que esto se materialice.

     La presidenta de Aducesar fue enfática en que las instituciones educativas de Aguachica no cuentan con las exigencias mínimas para el retorno a clases y para que este proceso se pueda efectuar, es necesario que el gobierno invierta los recursos económicos que se requieren.

     Las sedes Alfonso López y Antonio Nariño que hacen parte de la Institución Educativa Jorge Eliecer Gaitán, han sido las más afectadas por los delincuentes, quienes hurtaron 38 computadores, puertas, ventanas, entre otros elementos.

     El panorama en la zona rural tampoco es alentador, pues los mismos padres de familia han denunciado igualmente el abandono estatal en el que se encuentran estos colegios.

     William Lobo Gutiérrez, miembro de la Junta de Acción Comunal de la vereda la Yegüerita manifestó que, aunque están de acuerdo con la alternancia, la escuela ubicada en su comunidad no cuenta con las garantías necesarias, ya que se encuentran sin servicio de energía y agua, las baterías sanitarias están totalmente acabadas, además de no poseer las herramientas o implementos que apoyen el proceso de aprendizaje.

     Una vez Aducesar dio a conocer esta situación, la secretaria de educación de Aguachica Liliana Valencia Tapias, envió una misiva a la secretaría de educación del Cesar, con el propósito de solicitar celadores y aseadoras para los colegios públicos de Aguachica, debido a los saqueos, robos y destrucción que han sufrido a causa de inescrupulosos.

     La comunidad académica espera que tanto el departamento como la nación, solucionen esta problemática que hoy tienen los colegios del municipio y que refleja la falta de inversión en favor de la educación pública del país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *