Inicio Opinión Se Acabó el Recreo

Se Acabó el Recreo

75
0

EL CAPUCHÓN DE LAS FIRMAS

Por: Óscar Hernán Pallares.

A la hora de escribir esta columna, casi todos los patos que se lanzaron al agua por la alcaldía anunciaron que rechazan buscarla con el aval de los partidos y que se dedicarán a recoger firmas que respalden su aspiración. Entran así en la moda latinoamericana y colombiana de despotricar contra los partidos para presentarse como candidatos independientes, asegurándose, eso sí, de recibir sus avales, pero si vienen encapuchados.

Esta táctica puede dar buenos réditos electorales; pero, también puede ser la causa de las derrotas más estruendosas. Ahí tienen el espejo de Vargas Lleras: se puso el capirote de las firmas para ocultar sus colmillos clientelistas de figura clave del sistema político-administrativo que tiene a Colombia en permanente crisis. No le valió, porque el pueblo descubrió que, si bien el capuchón le tapaba la cara, los rastros que dejaba al caminar lo delataban como si estuviera de cuerpo entero desnudo. A Álvaro Gómez tampoco le funcionó la táctica: por más que lo intentó no pudo llegar al solio del palacio de Nariño con la caperuza del Movimiento de Salvación Nacional.

A otros si les ha funcionado. Andrés Pastrana fue presidente con la capucha de la Nueva Fuerza Democrática. Pero el gran ganador con esta maniobra ha sido otro Álvaro, de la misma ideología conservadora del primero que nombré. En su primera elección presidencial se presentó con el capirote de Primero Colombia, y le copiaron; y con él, fue reelegido. Pero cuando quiso perpetuarse en el poder y no lo permitió la decencia jurídica, se cambió el capirote por el de Juan Manuel Santos, su hijo electoral, y también ganó. Pero otras veces no le ha funcionado. Para la reelección de Santos, en medio de la pelea filial con este, su hijo electoral, se puso el capirote de El Zorro y fue derrotado por su filial electoral. Ya sin capirote alguno, lo intentó y ganó otra vez en la persona de Iván Duque representando al partido Centro Democrático.

Los candidatos que rechazan de día el aval de los partidos lo hacen por dos motivos: uno para dar apariencia de independientes de los partidos desmoralizantes que han gobernado a Colombia, o porque aspiran a recoger votos de militantes de varios partidos, además los de los independientes, o por ambas razones. Pero para algunos puede ser funesta esta maniobra por cuanto les puede pasar lo de Vargas Lleras. A otros es probable que les funcione por cuanto son nuevos en el quehacer electoral y no se les conoce sino como independientes, pero con convicciones políticas.
Asesores tienen.

PRIMER RECREO: Siendo responsabilidad del Estado construir, dotar y mantener las instituciones escolares, no está demás concitar el apoyo del sector privado para que en cumplimiento de su obligación social coadyuven en esas tareas. Aprovecho este recreo para agradecerle a la firma Lewis Energy su aporte para que el área de ciencias naturales tenga una buena dotación de laboratorio. Así mismo a la Alcaldía Municipal y a la ing. Jackeline Chávez por ser puente para que ello fuera posible, como a la ing. Lina López, profesora del Col-Gaitán, por haberse entregado a la elaboración, presentación y seguimiento del proyecto.

SEGUNDO RECREO: Con la pantomima del “primer foro por el desarrollo del Cesar” realizado en Aguachica arrancó la campaña en el sur por la gobernación. Todos los que aspiran a reemplazar a la maquinaria electoral que gobierna el departamento ocultaron que han sido corresponsables de lo bueno o malo que le ha sucedido al Cesar. Nos quieren convencer que nada tienen que ver con lo que sucede actualmente.

CACHADERA DE CLASE: Entre tanto, Aguachica tiene un precandidato en Hugo Vásquez que merece que se estudie la posibilidad de apoyarlo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here